Autonomía emocional. La olla de oro al final del arcoíris.

Autonomía emocional, debo reconocer que hace menos de tres meses que escuché de esto. Fue justo cuando tomé una sesión dónde me interpretaron mi Carta Astral, creo que nunca les he contado esto, pero me gusta mucho ese tipo de temas, incluyendo todo eso de las vidas pasadas, el tarot, constelaciones y demás. (Luego platicaremos más de eso, jeje…)

 

Y hace poco volví a escuchar la grabación de aquel día, me gusta hacerlo para cachar todo eso que no entendí la primera vez, para recordar algo que se me haya olvidado o que necesite volver a escuchar.

 

Entonces me topé con la frase Autonomía emocional.

 

“La autonomía emocional es la capacidad que tiene un ser humano para pensar, sentir y tomar decisiones por sí mismo, asumiendo las consecuencias de los propios actos y de estas decisiones, en pocas palabras, responsabilizándose de quién se es, cómo se es y qué se hace.” Cimac Noticias.

 

 

De un tiempo para acá y debido a diversas situaciones que viví, me di cuenta que no podía estar pasando el tiempo preocupada por lo que los demás querían o decían y no porque no me importe, sino, porque no quiero que me afecte y porque hay cosas más importantes.

 

Alguna vez les conté que tuve una relación tóxica (ya les hablaré después de esto) mega destructiva, la cual me transformó cañón, para mal, por supuesto. Después, sufrí la muerte de mi papá. La gota que derramó (para bien) el vaso. Luego me mudé. Para después ir perdiendo amigos.

 

Me di cuenta que hay cosas que valen la pena y otras que no; hay momentos a los que debes entregarles toda tu energía y muchos otros que no la merecen ni tantito.

 

Por supuesto que no he alcanzado el 100% de mi autonomía, muy seguido lucho por eso y lucho contra mi naturaleza, siempre he estado al pendiente de los demás tratando de complacerlos. Imagina la constante pelea conmigo misma.

 

Afortunadamente encontré una forma de acercarme más a ella: ¿lo que estoy haciendo me hace feliz?, ¿es esa la amistad que merezco?, ¿es así como quiero vivir? Y muchas preguntas más que poco a poco me ayudan a cuidarme emocionalmente.

 

En aquella sesión, después de que me dijeran que TENÍA que buscar mi autonomía emocional, vino la segunda parte de esa frase: “Si te quieren bien y si no también. Es lo que hay.”

 

Es lo que hay. Qué difícil darte cuenta que sin querer (o queriendo) que intentas impresionar, quedar bien, satisfacer, etc., a otros y no a ti. ¿Poooor?

 

Me di cuenta que no todo lo había estado haciendo mal, llevo varios años analizando si lo que me rodeo me merece o me aporta algo, cuando me doy cuenta que no, me retiro. Pero hasta cierto punto lo hacía con culpa, hasta hace menos de tres meses.

 

Qué fácil es ponernos en la posición de hacer feliz y no de complacerte a ti, de querer dar todo aunque te quedes sin nada, qué difícil ver por tu bien.

“Quien mira hacia fuera sueña, quien mira hacia dentro, despierta” -Carl Gustav Jung-

 

Estoy segura que la forma de lograrlo es aprendiendo a ser libre. Complicado comienzo, pero prometedor.

 

No dejen de contarme qué opinan, me encanta leerlas.

IMAGEN PRINCIPAL

Entradas creadas 436

Un pensamiento en “Autonomía emocional. La olla de oro al final del arcoíris.

  1. Auch!! Estoy en la etapa de encontrarme, de saber que es lo quiero, de sanar. Acabo de salir de una relación 10 años y me cuesta mucho trabajo no sentirme culpable. Literal el corazón me duele. Sé que el camino es largo pero me llevara a la tranquilidad que deseo.
    Gracias por compartir. Beso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entradas relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba