¡Nunca voy a disfrutar la mudanza!

Pues bueno, llevo tiempo contándoles que me cambiaré de depa (en poco meses, pero es definitivo). Así es, por tercera $%&* vez tendré que hacer una $%&* mudanza. Y, de verdad, desde el fondo de mi corazón, ¡las odio terriblemente!

 

Aunque me gusta mucho el depa en el que estoy, sobre todo su roof garden (que seguramente mis perros extrañarán más que yo), la verdad es que el costo ya es excesivo y ni la zona, ni el edificio, ni la poca atención de mi casero (por no decir nula) lo valen.

 

Así que decidí llegarle de ahí y tratar de conseguir algo con mejor precio.

 

Sé de mucha gente a la que le emociona buscar nuevo depa; a mí no. Sé que les gusta eso de empacar y llegar a un lugar nuevo para comenzar a decorar todo desde cero… otra vez. La verdad es que a mí no.

 

Me molesta comenzar a buscar, ir de depa en depa no es mi deporte favorito; además, una vez que encuentro uno que creo podría ser el bueno, me entra la desesperación de querer apartarlo para que no me lo ganen y luego, por si fuera poco, caigo durísimo en la frustración cada que me dicen “Ya se rentó”. ¡Si ya se rentó, entonces quiten su maldito anuncio!

 

 

¿Y saben por qué? Porque a medida de que van pasando los años, tienes más y más cosas; no me malinterpreten, hacerte de tus muebles y todo eso, está padre. Pero pues ya que te vas, tienes que deshacerte de aquellas cosas que en el próximo depa no cabrán, quitar todos los cuadros que tardaste meses en decidir si poner o no, pagar una mudanza cada vez más cara, hacer limpieza porque te das cuenta que en todo ese tiempo has estado guardando cosas que no son de utilidad. Aunque, la verdad, esto último sí me gusta, jeje…

 

Pero lo que más odio, ¡es conseguir cajas de cartón!

 

Y, lueeeeeego, viene la otra parte: ¡acomodar tooooooooodooooooooo! #MátenmeYa

 

La verdad es que en todas mis mudanzas, he llegado y así como subo muebles y cajas, las pongo en la habitación que corresponda y comienzo a sacar y ordenar todo, de hecho, siempre he terminado de hacerlo en máximo dos días. Porque, bueno, no sé si les he contado pero tengo una obsesión con terminar todo lo que empiezo, ¡no hay manera de que deje algo a medias! Entonces, otra razón para odiar las mudanzas, alteran mi TOC -luego hablamos de esto-, porque, seguro a ustedes también les pasa, siempre hay una o dos cajas que se quedan llenas por varios días o semanas. #ARG

mudanza depa de soltera

 

En fin, prometo no dejar que esta próxima mudanza nuble la emoción de llegara un nuevo lugar.

 

 

 

ILUSTRACIÓN

 

Entradas creadas 463

4 pensamientos en “¡Nunca voy a disfrutar la mudanza!

  1. uff! Las mudanzas sin intención no son lo mejor. Te cuento que yo llevaba casi 3 años de independizada…todo hasta ahí bien. Peeero, el roomie empezó en plan BITCH y de un día pa’l otro me dijo : “Es hora de que empieces a buscar…” literal.
    Y ahí me tienes haciendo números, porque tengo la pésima costumbre de no ser precavida en esos rollos del dinero… el depósito, la mudanza, comprar cosas básicas para el nuevo depa (refri, micro, lavadora), la cifra no era alentadora. Súmale el estrés por conseguir el cash más la molestia de que me pidieran que “le ahuecara” máximo en un mes (con todo y perro) me tuvieron con unos ánimos de la ching….
    Ánimo, espero que encuentres un depa que valga la pena y en el que puedas hacer nido un buen rato (o el tiempo que tú necesites), y más que sea porque tú así lo quieres, no porque haya situaciones que te orillen a hacerlo.
    Saludos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entradas relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba